Si haces clic en un enlace y realizas una compra es posible que recibamos una pequeña comisión. Lee nuestra política editorial.

Lo mejor y lo peor de enero de 2024

Repasamos y reflexionamos sobre lo ocurrido este mes en el mundo del videojuego.

El primer mes del año era tradicionalmente bastante tranquilo dentro de los videojuegos, pero no ha sido el caso de este 2024; aunque casi estamos todavía recuperándonos de las comilonas de Navidades y de fin de año, la industria se está moviendo a muy buen ritmo con grandes lanzamientos, noticias sobre títulos que esperamos y, claro, polémicas que, para bien y para mal, ocupan bastante espacio en la mente de los usuarios. De todo esto os resumimos lo mejor y lo peor que ha pasado en el mundo de los videojuegos en este enero de 2024.

Lo mejor: Un Prince of Persia extraordinario, después de tantos años

No es que dudásemos de la capacidad de Ubisoft Montpellier de hacer grandes juegos de plataformas - ahí está el ya un poco lejano Rayman Legends - pero pocos nos esperábamos que Prince of Persia: The Lost Crown fuese a ser uno de los títulos más destacados de la última década de esta filial de la desarrolladora francesa. Las malas noticias sobre el remake de Las Arenas del Tiempo, que iba a salir en el año 2021 y acabó por reiniciarse y retrasarse indefinidamente, tampoco nos daban mucha esperanza sobre la serie de Jordan Mechner, que llevaba más de dos generaciones sin darnos una entrega principal. A golpe de metroidvania, diseño artístico espectacular y pericia y fluidez en el combate, The Lost Crown entiende a la perfección que en el caso de Prince of Persia, las únicas opciones que había eran reinventarse o morir. Y a esta nueva perspectiva le caben dos, tres, o veinte juegos más. Aquí los vamos a esperar con ganas.

Lo peor: despidos masivos en la industria, otra vez

2023 fue un año excelente en lo que respecta a la publicación de videojuegos y absolutamente trágico en lo que ha tenido que ver con la gestión de las empresas que los crean. Después de un par de años de bonanza pandémica, en la que muchos nos refugiamos en los videojuegos para distraernos del mundo - y porque, durante unos meses, siendo honestos, no hubo más que hacer - las cifras a la baja de muchos sectores, y las consecuencias de las políticas de compra y acumulación de estudios, se han curado con despidos masivos a las personas que, de hecho, hacen los productos que tanto nos gustan. Comenzábamos el mes con despidos en Embracer y Bossa Studios, pero el plato fuerte lo traía Unity, que el 9 de enero despedía al 9% de su plantilla, unos 1.800 empleados. Discord y Twitch también cogieron su turno, destacando especialmente el caso de esta última, que eliminaba al 35% de su plantilla después de ya haber tenido dos oleadas de despidos el pasado 2023. Algo parecido pasó con Riot Games, que eliminaba un 11% de sus puestos de trabajo. Entre los estudios de tamaño medio, Lost Boys Interactive, CI Games, Thunderful, Behaviour Interactive y People Can Fly, entre otros, también despedían a parte de su plantilla. Pero el caso más sonado ha sido, probablemente, el de Microsoft, cuya “reorganización” después de la compra de Activision-Blizzard afectaba a 1.800 trabajadores. La poco transparente comunicación al respecto del suceso nos dejó estampas bastante tristes, y el mes se cierra con la preocupante cifra de que, en lo que llevamos del año 2024, ya se han perdido al menos 6.071 empleos, más de la mitad de los 10.500 que se eliminaron en el año 2023.

Lo mejor: Golden Sun en Nintendo Switch

Los fans de una de las sagas más olvidadas de Nintendo ahora pueden disfrutar de los dos títulos de Game Boy Advance de la saga a través de la suscripción a Nintendo Switch Online + Expansion Pack. Se han añadido, además, funcionalidades online mejoradas y, gracias a dios, la posibilidad de transferir nuestra partida entre ambos juegos sin necesidad de escribir un código kilométrico. ¿Significa esto que Nintendo va a resucitar la saga pronto? Seguramente no, pero al menos podemos recordar, de forma más accesible, por qué estos RPG nos enamoraron.

Lo peor: la toxicidad alrededor del discurso sobre PalWorld

Aunque ha habido muchos otros lanzamientos notables, PalWorld ha sido el juego que ha estado en boca de todos este enero. Lo que parecía un juego chistoso, un “Pokémon con pistolas” ha sido todo un fenómeno. Y, en medio de sus más de ocho millones de copias vendidas, ciertos aspectos del título despertaban preguntas legítimas e interesantes. Por ejemplo, sobre su más que evidente inspiración en Ark y en la saga de Game Freak, llegando a mostrar aspectos totalmente idénticos en interfaces o diseño de monstruos; o sobre el evidente cansancio de un sector del público al respecto de la gestión de The Pokémon Company de la saga de Nintendo, que hace que una enorme cantidad de usuarios, quizás más grande de lo que parecía a priori, quieran buscar alternativas. Por desgracia, estos debates quedaron aplacados por una virulencia bastante extrema tanto por parte de los defensores del juego como de sus detractores. Insultos, acusaciones falsas, guerra de consolas y ciertas nociones equivocadas sobre el desarrollo de videojuegos han hecho que lo que podría ser una discusión productiva sobre el estado actual de la industria acabase, como suele ser costumbre, en dos bandos muy enfadados que no quieren escucharse en absolutamente nada.

Lo mejor: una conferencia excelente por parte de Microsoft

Xbox ha establecido una muy respetable tradición de principios de año: celebrar un Developer’s Direct que, a modo de conferencia breve, nos resume de manera ágil las novedades que podemos esperar para su plataforma durante los siguientes meses. Este año no nos sorprendieron con un juego debajo del asiento, como sucedió en 2023 con el excelente Hi-Fi Rush, pero nos dieron algunas cosas que esperábamos casi con las mismas ganas: una fecha de lanzamiento para Hellblade 2 - el 21 de mayo - y el primer tráiler oficial de Indiana Jones and the Great Circle, el título desarrollado por Machinegames. Discusiones sobre si lo preferíamos en primera o en tercera persona aparte, el juego pinta espectacular. Además de eso, ventanas de lanzamiento para Avowed, Visions of Mana y Ara: History Untold y, lo mejor de todo: todo en un evento de apenas cincuenta minutos, ágil y divertido.

Lo peor: New Game+ de pago en Like a Dragon: Infinite Wealth

Like a Dragon: Infinite Wealth, la octava entrega numerada de la saga anteriormente conocida como Yakuza, es un RPG y una aventura totalmente excelente; pero no podemos evitar tirarle de las orejas por una de las decisiones más extrañas y también, probablemente, más estúpidas de los últimos tiempos. Se trata de esconder el modo Nueva Partida+ detrás de un DLC de pago. Como os estaréis imaginando, es el DLC que viene con la edición Deluxe del juego, la que cuesta 84,99€ en lugar de 69,99€. Por separado, podemos comprarlo por 19,99€. Lo peor de todo, supongo, es que el resto del contenido del “Pack de vacaciones extremas” - así se llama el complemento en cuestión - son auténticas chorradas: una mazmorra bastante escueta, una serie de atuendos para los personajes y unos pequeños añadidos a los minijuegos. Aunque puede no parecer para tanto, tener que pagar para reiniciar la historia manteniendo el nivel y los objetos que ya habíamos obtenido sienta un precedente nefasto, especialmente en un juego como este, con tanto contenido secundario que podemos habernos dejado en la primera vuelta. Hasta Hideki Kamiya (ex-Platinum Games) puso un tweet con bastante mala leche al respecto.

Lo mejor: Tekken escucha a sus usuarios

Bandai Namco y el equipo de desarrollo de Tekken se han tomado las opiniones de los usuarios en serio en esta ocasión. No hablo únicamente de eso de hacer varios streamings comentando el feedback que los usuarios habían dejado de sus varias betas, o del propio Harada, director de la franquicia, preguntando a los jugadores en Twitter qué les habían parecido los cambios respecto a la entrega anterior o la historia del juego sino, y quizás especialmente, de la gestión de un problema específico relacionado con la accesibilidad del juego. Tras la publicación de la demo del juego en PC y consolas, algunos jugadores notaron que se habían incluído diferentes opciones de accesibilidad para usuarios con daltonismo y baja visión, un hecho bastante raro dentro del mundo de los juegos de lucha. Sin embargo, muchos señalaron que algunas de estas opciones no eran del todo eficientes. En concreto, generó bastante controversia el filtro para usuarios con baja visibilidad, que podía llegar a generar episodios de fotosensibilidad en algunas personas. Harada publicó un tweet señalando que el equipo estaba trabajando con especialistas para adaptar estas opciones, no muy frecuentes dentro del género de lucha, a Tekken 8, y un poco menos de dos semanas después, se actualizó la demo con estas funcionalidades mejoradas y se confirmó que no estarían presentes en el lanzamiento final. Una gestión bastante eficiente, la verdad, de un problema claramente evitable en lo que ya hemos comprobado que es, a todas luces, un juego excelente.

Ni frío ni calor: Sony reclama los derechos de Bloodborne Kart

El proyecto fan Bloodborne Kart - sí: un Mario Kart, pero de Bloodborne - recibió una notificación la semana pasada por parte de Sony, que les reclamaba los derechos del nombre, obligando al estudio a retrasar la publicación del juego, que originalmente iba a salir el día 31 de enero. La parte buena es que el requerimiento de Sony sólo se refería al nombre, pero no reclamaba la estética ni ningún elemento concreto de jugabilidad. El equipo de desarrollo se ha pronunciado al respecto de la situación, anunciando que necesitan reimaginar algunos aspectos del título, pero que cambiar el nombre y convertirlo en un proyecto fundamentalmente separado de Bloodborne también les da la oportunidad de añadir más ideas originales y tener control creativo completo sobre él. ¿No hay mal que por bien no venga, supongo?

La hora de la comedia: Love Live: School Idol Festival 2 anuncia su apertura y su cierre

Quizás muchos lectores no estéis familiarizados con Love Live: School Idol Festival, pero se trata de uno de los juegos de ritmo más importantes de la historia del género. El juego original salió originalmente en el año 2013, en forma de free-to-play al estilo gacha y con microtransacciones, y cerró diez años más tarde, el 31 de marzo de 2023, para que el equipo dedicado al juego dentro de Bushiroad centrase sus esfuerzos en la secuela que iba a sustituirlo. En ese tiempo, el Love Live original acumuló un éxito masivo, con adaptaciones al anime, versiones de consolas, actuaciones en vivo, conciertos, títulos spin-offs y mucho más. El anuncio de la secuela se recibió con cierta expectación, pero también con sospechas por parte de los fans que habían invertido una década en un juego como servicio y se tenían que enfrentar, ahora, a perder todo su progreso. La situación no mejoró mucho cuando Love Live: School Idol Festival 2 se lanzó en Japón en abril de 2023 y las sensaciones al respecto de jugabilidad, historias y mecánicas fueron muy negativas. Para finales de 2023, el juego ya había perdido la mayoría de sus usuarios activos y su cierre parecía inminente, pero esto planteaba un problema: la versión internacional del juego, que había sido confirmada y estaba en desarrollo, todavía no se había lanzado. Esto llevó a que, cómicamente, la cuenta oficial de Love Live en inglés anunciase la apertura del juego (en febrero de 2024) y el cierre de éste (tres meses después, en mayo de 2024) en el mismo tweet. Eso sí: nos dieron las gracias por el apoyo, y se comprometieron a hacer que estos tres meses de vida de la versión global del juego sean inolvidables. Menos mal.