Si haces clic en un enlace y realizas una compra es posible que recibamos una pequeña comisión. Lee nuestra política editorial.

Primeras impresiones E3 2014: Forza Horizon 2 traslada su festival al sur de Europa

Born to be wild.

No he escondido nunca que Forza Horizon fue, quizás, el juego de carreras que más me gustó de la anterior generación (ahí ahí con el nunca suficientemente aplaudido Split/Second). Combinaba una notable variedad de coches de todo tipo con buena música, un atractivo mundo (más o menos) abierto y una conducción más arcade que la de la saga principal, al cuidado del equipo dirigido por Dan Greenawalt en Turn 10. La segunda parte, en otras palabras, lo tenía fácil para convencerme.

Y así ha sido. Usando como base el motor de nueva generación de Forza 5 y la tecnología de Drivatars mediante la nube en Xbox Live, el estudio británico ha dado una nueva vuelta de tuerca a su desenfadado juego de coches, uno que entiende como pocos el camino correcto para introducir con éxito las tan cacareadas funciones sociales. Ahí están, por ejemplo, unos hubs en los que podemos conocer o interactuar con otros usuarios, o los clubs, que pueden acoger desde un pequeño grupo cerrado de amigos hasta mil jugadores.

Ambientado en el sur de Europa, desde la Costa Azul hasta la Toscana del norte de Italia, Horizon 2 es un juego aún más abierto, sin aquellas barreras que delimitaban la libertad del primer juego, donde nos vamos encontrando con los Drivatars de nuestros amigos y podemos competir en nuevos tipos de evento sin necesidad de que estén conectados. Estas representaciones virtuales son bastante eficientes, e imitarán nuestro estilo de conducción o nuestra preferencia a la hora de correr limpiamente por el asfalto o de forma salvaje campo a través, y también permiten ganar dinero mientras tenemos la consola apagada, lo cual no está nada mal.

Los drivatars cambian la competición de Horizon 2, pero no son la única novedad. Recuperando la filosofía de Project Gotham Racing, en el juego de Playground siempre ha sido tan importante ganar como hacerlo con estilo, y esto va un paso más allá con la introducción de un sistema de perks. Los puntos que ganamos haciendo derrapes, rebufos y trazadas limpias permiten las subidas de nivel, y con ellas adquirir habilidades especiales. Una, por ejemplo, te permite hacer viaje rápido a cualquier punto del mapa (muy útil, sabiendo que el mundo de Horizon 2 es mucho más extenso que el de su antecesor), otra ganar más experiencia de lo normal, etc. Prometen que estos perks no desequilibrarán la competición, pero no nos aclararon si se aplicarán a nuestro drivatar a medida que vayamos desbloqueándolos.

El equipo británico también ha mejorado mucho el apartado visual usando la última iteración del motor de Turn 10, estrenada en Forza Motorsport 5, pero ha añadido un espectacular sistema de climatología dinámica tremendamente realista. La iluminación sigue siendo puntera, y cuando a eso le sumas la lluvia el resultado son imágenes bellísimas que sacan el máximo partido al detallado modelado de casi doscientos coches, entre los que se encuentra el nuevo Lamborghini Huracán. Aunque internamente todo se calcula a 60Hz, eso sí, Horizon 2 mantiene los 30FPS de su antecesor (no es que sea un problema, la verdad, por su modelo de conducción y porque el frame-rate es estable como una roca).

La versión para Xbox 360, desarrollada por Sumo Digital, sigue envuelta de cierto misterio. Al preguntarles sobre ella tras finalizar la presentación, en Playground nos dijeron que está siendo creada con otro motor (el del primer Horizon), que no tendrá Drivatars y que, pese a poseer una filosofía y objetivos comunes, puede ser una experiencia sensiblemente diferente.

No importa mucho, en cualquier caso: está claro que el hogar natural de Forza Horizon 2 es Xbox One. Usando una tecnología contrastada, añadiendo unas cuantas novedades de calado y reforzando la carismática personalidad de su antecesor, sus responsables han firmado un claro candidato al premio de mejor juego de conducción de 2014, uno accesible y divertido pero lo suficientemente profundo como para apelar a un amplio espectro de jugadores. A finales de septiembre podréis comprobarlo, si todo va bien.

Acerca del autor

Avatar de Josep Maria Sempere

Josep Maria Sempere

Director

Jose es fundador de Eurogamer España y el director de su línea editorial y de contenidos. Ama el punk-rock, el cine palomitero de Hollywood, los simuladores de submarinos, la sci-fi, los cacharros de Apple y la década de los 80. Puedes leerlo también en su Twitter o verlo en su canal de Twitch.

Comentarios