Análisis de Battlefield Hardline

Un policía poco rebelde.

El multijugador de Battlefield Hardline está, evidentemente, muy relacionado con los últimos Battlefield, pero la ambientación de policías y ladrones permite potenciar áreas como la velocidad de las partidas o el combate a corto-medio rango e introducir algunas modalidades intensas y divertidas.

Antes de profundizar en el multijugador, que es donde pasaremos la mayor parte del tiempo, la campaña sirve, como de costumbre, de entrenamiento para perfeccionar algunas habilidades y familiarizarnos con el armamento y los accesorios. Había muchas expectativas en este modo historia: guionistas de renombre que han participado en series como Justified o True Detective, y hasta Tom Bissell, una estructura de misiones menos pasillera y nuevas mecánicas. Pero todo ha quedado, y ya no sé por qué nos ilusionamos de buen principio, en un cóctel mortífero de tópicos y en un guión que haría agachar la cabeza hasta a los guionistas de Navy Investigación Criminal. Los destellos de humor de los primeros minutos se convierten en un carrusel de bromas sin sentido, en escenas patéticas que cualquier ejecutivo de una cadena de televisión tacharía con un rotulador rojo bien grande. El guion es terrible.

1
El multijugador tiene modalidades que debutan en la saga Battlefield, como Dinero Sangriento o Puente.

En el modo para un jugador hay dos mecánicas que también tenían potencial. La primera es la de arrestar a los enemigos, un pequeño twist en el sigilo; en vez de ejecutarlos podemos sacar la placa de policía y contener y enmanillar a grupos de hasta tres delincuentes, yendo con cuidado de no perder de vista a ningún integrante del grupo porque pueden sacar la pipa en cualquier momento. Si fomentamos el arresto tendremos más puntos, que luego se convierten en premios y en armas. Es una mecánica que ha quedado a medias, y que está deslucida por la posibilidad de poder distraer a los enemigos con casquillos de bala (un equivalente a las piedras de Far Cry). Las situaciones no evolucionan hacia el espectáculo, en cualquier momento sabes qué hay que hacer para pasarte la pantalla con cierto éxito; y si toca sacar las armas Battlefield Hardline no ofrece nada más que no hayamos visto en el pasado, una fórmula desgastada y poco divertida de gestionar el combate. La estructura de las misiones sí que propone escenarios abiertos en algunos momentos pero esos escenarios no consiguen que sintamos ningún aire de novedad. Es una oportunidad desaprovechada inmensa para la saga; o le ha pesado mucho el nombre de Battlefield o no le han destinado el tiempo necesario, pero hubiese sido un buen momento para sorprender con un enfoque distinto y menos conformista.

2
La clase Hacker es el equivalente al Comandante de BF4. Es poco divertido.

Al multijugador, sin embargo, no le exigimos esos cambios. El modo para un jugador de los Battlefields ya era deficiente en anteriores entregas, y de ahí que queramos algo nuevo, pero la fórmula de las partidas competitivas tiene unas bases estupendas -y el lanzamiento, además, ha sido muy fluido, con unos servidores que han aguantado bien y muy pocos fallos. Hardline se diferencia de BF4 porque es más rápido, más intenso, y porque nos movemos en mapas más cerrados.

Los cambios de mayor impacto son la menor importancia que se le da a los vehículos pesados como tanques o helicópteros -que, a pesar de que siguen ahí, tienen un efecto menos devastador- y la eliminación de las armas pesadas, más propias de los militares, en las clases que tenemos por defecto. Son las de siempre: operador, mecánico, especialista y tirador y cada una de ellas tiene unas armas específicas y unos accesorios que ayudan a que tu rol en la patrulla tenga más sentido que el de disparar y correr. Las bonificaciones que otorgan un plus de experiencia también refuerzan esa diferenciación de clases y ahora son específicas de cada una de ellas.

Pero han ido un poco más allá, y esos aumentos no solo afectan individualmente a cada clase sino que se aplican a objetivos concretos: aumentos por cumplir objetivos, por eliminación de enemigos, por asistencias... si juegas como te proponen no te será difícil conseguir un montón de experiencia y de dinero en pocas partidas. Y es que ahora el dinero es parte importante de Hardline, ya que tienes que comprar cada arma. Las armas son propias de cada bando, así que si compras un rifle de los policías no tendrás su equivalente en los ladrones. Los accesorios se desbloquean con el uso; si quieres alguna mira o asa concreta deberás practicar con esa arma y llegar a dominarla.

3
Los niveles tienen levolution, pero da la sensación de que es menos impactante que en otros Battlefield. Se siente algo capado.

Hay modalidades óptimas para subir rápido ese crédito de tu banco. El Modo Puente es una muy buena vuelta de tuerca de los cimientos de Conquista -que sigue estando en el juego, tanto la Grande como la Pequeña-. En Puente las bases són vehículos y tienes que subirte a ellos y conducir para ganar puntos. Como en cualquier Battlefield la diversión se multiplica exponencialmente si vas con amigos en tu patrulla, y en Puente es crucial ir acompañado de amigos que saquen la cabeza por la ventanilla del coche y se dediquen a eliminar otros vehículos o peatones malintencionados que disparan a la que te ven.

Dinero Sangriento también es otro de nuestros favoritos, una especie de capturar la bandera que añade un componente ofensivo y defensivo extra. Hay una pila de dinero en el centro del mapa. Tienes que ir, cargar tu mochila y llevar esa pasta a tu base. Los enemigos pueden robar del centro o de tu base, y tú lo mismo, así que hay que estar atento porque el destino de una partida puede cambiar drásticamente si alguien desatiende la defensa de ciertos puntos.

Pero donde más policía o ladrón te sientes es, sin duda, en los modos que más recuerdan a Counter Strike y en los que solo dispones de una vida en cada ronda. En la modalidad de proteger al VIP los policías se encargan de escoltar a un miembro de su equipo, que va armado con una pistola dorada, hasta el punto de extracción. Hay otra modalidad en la que los ladrones deben aguantar posiciones y evitar que los policías rescaten a los rehenes. Estos modos, que son de 5vs5, son los únicos que se sienten verdaderamente propios, distantes de Battlefield, y que te transportan a esa nueva ambientación de policías y ladrones.

4
Puedes comprar Battlepacks pero solo con dinero ganado en el juego. Por suerte no hay micropagos.

El diseño de los mapas es, en general, muy correcto, pero una vez más no puedes dejar de tener una sensación de déjà vu con algunos de ellos: recuerdan demasiado a lo visto en BF3 y BF4. Hay algunos mapas urbanos, sí, pero incomprensiblemente la mayoría de ellos son o bien espacios abiertos o bien mansiones gigantes en medio de montañas, o hasta grupitos de islas paradisíacas. A Hardline le hubiese venido de perlas unos mapas mucho más reconocibles, más del día a día: suburbios, supermercados, bloques de pisos sucios y peligrosos, desguaces... si la comunidad no tiene demasiado claro el valor añadido que aporta Hardline desde luego la dirección de arte y el diseño de los niveles no ayuda a aclarar dudas, y lo veo como una oportunidad desaprovechada por parte de Visceral.

Esa sensación de oportunidad perdida empapa todo el juego, en realidad. Se echan de menos más animaciones propias, nuevas mecánicas que sirvan para separar caminos; si EA quiere alternar los Battlefield con los Hardline debería tener menos miedo a proponernos algo nuevo. Pero tampoco nos pongamos demasiado finos. El multijugador de Hardline, sin llegar a cumplir con el potencial que muchos queríamos ver en él, es extremadamente sólido y reconfortante y de esos a los que no te molesta dedicarles horas y horas. Es difícil no recomendárselo a alguien que esté buscando jugar a un buen shooter.

Puedes comprar Battlefield Hardline barato en nuestra tienda amiga, Instant gaming.

Leer nuestra política para análisis

Ir a los comentarios (15)

Acerca del autor

Xavi Robles

Xavi Robles

Eurogamer.es Managing Director

Xavi es el director de Eurogamer España y lleva analizando juegos desde hace más de 10 años. Se le dan especialmente bien los shooters y los juegos deportivos pero le da caña a todo lo que se le ponga por delante. Puedes seguirlo en Twitter: @xavirobles

Contenido relacionado

También en Eurogamer...

Apex Legends: Fin de semana de Doble XP - todos los detalles, fecha y hora de comienzo y final

Toda la información clave sobre el Fin de semana de Doble XP de Apex Legends

Apex Legends: 55 consejos, trucos y funciones poco conocidas

Conviértete en el líder de las partidas con nuestra ayuda.

Apex Legends: dónde está Nessy - cómo activar el easter egg que hace aparecer al Monstruo del Lago Ness

El easter egg mono (pero difícil de conseguir) de Apex Legends explicado al detalle.

Apex Legends: estadísticas de daño de armas y las mejores armas

Cuáles son las mejores armas de Apex Legends y por qué.

Comentarios (15)

Ya no se pueden publicar más comentarios. ¡Gracias por tu aportación!

Ocultar los comentarios con baja puntuación
Orden
Hilos