Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Tropical Freeze para Switch no destaca por sus cambios y novedades, pero sigue siendo uno de los mejores plataformas de los últimos años.

Spotlight

Eventos clave

Análisis de Donkey Kong Country: Tropical Freeze para Nintendo Switch

Cada nivel de Donkey Kong Country Tropical Freeze cuenta un relato distinto, algo nuevo que perpetúa y al mismo tiempo rompe con lo que ha venido antes y lo que viene después. Tal y como definió su productor, Kensuke Tanabe poco antes de la publicación del juego en Wii U en 2014, Tropical Freeze es la road movie de Donkey Kong y sus amigos, un viaje en compañía en el que es mucho más importante lo que sucede en el proceso que llegar hasta la meta. Y, como decía, cada uno de los escenarios puede contar sus propias pequeñas historias sin desvirtuar el mensaje general: en Ascenso Aerostático, por ejemplo, vamos subiendo poco a poco a lo alto de una montaña y tanto la música como el entorno que nos rodea reflejan ese cambio y progresión constantemente: la atmósfera opresiva del principio, repleta de nubarrones, da paso a un cielo azul y colores más vibrantes a medida que nos vamos elevando. En Huracán Rambi, en mitad de la sabana africana, empezamos esquivando pequeños torbellinos y terminamos atrapados dentro de un huracán gigante, saltando entre plataformas zozobrantes para no quedarnos rezagados y poder escapar de la destrucción. En Follaje y fuselaje, Retro Studios se permite jugar con el estilo gráfico y presentarnos un juego de sombras y siluetas en el que el único color que resalta es el de la corbata de Donkey Kong, uno de los muchos momentos en los que el juego nos pide que nos relajemos y disfrutemos, que esto va de pasárselo bien. Y hace todo esto no solo porque antepone la libertad creativa en el diseño de los niveles, también porque Tropical Freeze introduce los propios niveles en las mecánicas jugables y los escenarios pasan a formar parte de la jugabilidad.

Y eso consigue que presente conceptos e ideas nuevas todo el rato. Tal y como explica este imprescindible vídeo de Mark Brown sobre su diseño de niveles, Tropical Freeze se caracteriza por introducir varias mecánicas nuevas en cada nivel y desarrollarlas dándoles prácticamente la misma importancia, en lugar de centrarse y desarrollar una principal. Por eso la sensación es la de estar ante un juego marcadamente dinámico en el que siempre pasan un montón de cosas (puedes estar saltando entre lianas para, un segundo después, dispararte de barril a barril o conducir una vagoneta; también aprovecha mucho más el 3D para conseguir movimientos de cámara efectistas desde todo tipo de ángulos), aunque la simple premisa de que un grupo de morsas, pingüinos y búhos vikingos invadan la isla de Donkey Kong ya debería ser más que suficiente para despertar el interés de cualquiera.

Tras el incidente, toca a Donkey y sus amigos, Diddy Kong, Dixie Kong y el viejo Cranky Kong, ponerse manos a la obra para solucionar el desaguisado, y cada uno de ellos puede unirse a Donkey para potenciar un poco más sus habilidades. Además de doblar nuestra salud, el viejo Cranky usa su bastón para saltar más alto y evitar las trampas de púas, mientras que los otros dos pueden extender un poco más el salto básico, y cuanto más tiempo juguemos con ellos a la espalda más se llenará una barra que nos permite realizar un ataque Kong-Fu con el que podemos eliminar a los enemigos cercanos al instante. Por supuesto cada uno tendrá su personaje favorito (yo tengo debilidad por Dixie), pero para descubrir todos los secretos de cada nivel es imprescindible usar las habilidades de todos ellos. Esto es un Donkey Kong Country, al fin y al cabo, por lo que las plataformas requieren bastante precisión, y aunque las físicas de los personajes parecen sutiles en realidad son muy importantes: Donkey tiene un peso, una aceleración y una inercia determinadas, por lo que hay que calcular muy bien los saltos y las paradas. Es un juego exigente, pero los errores y las caídas siempre son culpa nuestra.

Leer más...

Comparativa de Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Digital FoundryComparativa de Donkey Kong Country: Tropical Freeze

¿Cómo mejora en Switch respecto a Wii U?

La estrategia de Nintendo de remasterizar y volver a publicar sus títulos first party de Wii U sigue dando frutos, con el Donkey Kong Country: Tropical Freeze de Retro Studios ofreciendo excelentes resultados en su transición a Switch. Es un juego que vale la pena recuperar, con unos controles fantásticos, un gran diseño de niveles y una memorable banda sonora obra de David Wise. Es uno de mis juegos favoritos y uno que he seguido jugando años después de su lanzamiento original, pero ¿qué tal está en Switch y qué mejoras incorpora?

La verdad es que se trata de un port bastante directo con apenas unos pocos retoques y cambios diseñados para aprovechar el hardware de Switch. Es una experiencia en general más pulida, donde la mejora más destacable es la resolución de renderizado, pasando de los 720p nativos de Wii U a 1080p completo cuando juegas en Switch con la consola conectada al dock.

El diseño visual ya funcionaba bien a 720p y el salto a 1080p permite que los detalles más pequeños brillen más, pero os puede sorprender lo sutil que puede resultar la mejora en muchas escenas. Las texturas son más nítidas en Switch, pero la perspectiva fija ayuda a minimizar el ruido en la imagen y el aliasing en Wii U. En lo que respecta al modo portátil, nuestras pruebas confirman una resolución de 1152x648.

Leer más...

Empezar este avance recalcando que Donkey Kong Tropical Freeze es uno de los juegos de plataformas más laureados de Wii U e incluso de la anterior generación al completo puede resultar recurrente y manido, pero no por ello es menos cierto. Sin embargo, cuando Nintendo anunció esta secuela allá por 2013, la recepción fue un poco tibia. Hacía algo más de dos años que Donkey había vuelto con Country Returns para Wii, y quizá debido a las escasas ventas de Wii U y a un público más concreto y especializado cada vez que resonaba el nombre de Retro Studios la gente esperaba ansiosa que detrás se escondiera una nueva entrega de Metroid, quizá con la esperanza de que, esta vez sí, se convirtiera en la verdadera 'killer app' que la consola necesitaba. La historia acabó como todos sabemos y Tropical Freeze entró de lleno en el Olimpo de las plataformas, pero a pesar de las alabanzas y elogios de la prensa a día de hoy es un juego que hasta cierto punto ha pasado desapercibido. Por eso cuando se anunció la versión para Switch la reacción general fue diametralmente opuesta: a los gritos de "otro port, cómo está el mundo" se unió el entusiasmo de aquellos jugadores que se saltaron Wii U y que por fin podrían comprobar por ellos mismos si lo que se cuenta sobre el juego es cierto. No se trata solo de que Switch disponga de un público mucho más amplio, sino de que la consola, un año después de ponerse a la venta, ya cuenta con un catálogo mucho más extenso que su predecesora, por lo que recuperar viejos clásicos de Wii U entre lanzamiento y lanzamiento potente es un movimiento lógico. Era algo que se veía venir.

Artículo destacadoLos 10 mejores juegos de Wii U en 2014

Los elegidos por la redacción de Eurogamer.

Tras la lista de los mejores videojuegos de 2014 para PlayStation 4 y para móviles y tablets, en Eurogamer continuamos seleccionando los juegos por plataforma que no debéis perderos por nada del mundo. Ahora es el turno de Wii U, la sobremesa de Nintendo que por fin ha empezado a conquistar terreno en 2014. Del mismo modo que en los anteriores artículos en la lista no seguimos ningún orden en particular, y se trata de una elección subjetiva que refleja lo que más nos ha gustado en los últimos doce meses.

Análisis de Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Cuando empiezas a jugar a Tropical Freeze, la nueva entrega para Wii U de la popular saga Donkey Kong Country, lo primero que te piden sus creadores es que escojas si quieres usar el televisor o el GamePad como pantalla principal. Si optas por la primera (la elección más habitual, vamos), a los pocos segundos la pantalla del GamePad se apaga. No hablamos de mostrar sólo un mapa, un inventario estático o incluso una simple imagen, no... hablamos de dejarla en el negro más absoluto. Como si no existiese.

Esto, que puede sonar a anécdota, es toda una velada declaración de intenciones. Bastan unos minutos más para ser consciente de que a Retro no le interesa lo más mínimo innovar en el uso del GamePad, ilustrar las bondades diferenciales de Wii U (algo que para Nintendo, en cambio, sí resultaría vital en estos momentos) o introducir nuevas mecánicas que saquen partido del hardware, olvidando incluso algunos comandos gestuales que sí tenía la anterior entrega - y que, reconozcámoslo, tampoco funcionaban demasiado bien. Al estudio de Texas, parece, lo único que le importa es ser fiel a la fórmula original creada por Rare en 1994. Y en ese sentido no puedes ponerles ni una sola pega, porque cumplen de forma encomiable con dicho objetivo.

Si ya jugaste a DKC Returns, el fantástico remake para Wii del clásico de SNES, puedes hacerte una idea muy clara de lo que vas a encontrar en Tropical Freeze: un juego plataformas muy old school (mucho más que New Super Mario Bros U o Rayman Legends) con jugabilidad 2D y gráficos 3D, en el que no se reinventa la rueda pero sí se instruye una lección maestra de diseño de niveles y depuración de mecánicas básicas. Aunque no sean de Kyoto, en Retro Studios ya demostraron con la trilogía Metroid Prime entender muy bien eso que muchos llaman "el ADN Nintendo", y repitieron la jugada con el remake de Donkey Kong Country, pese a que en el fondo éste último resultaba ser un ejercicio mucho más conservador. Tropical Freeze es, simplemente, un (pequeño) paso más en esa dirección.

Leer más...

Artículo destacadoAvance de Donkey Kong Country: Tropical Freeze

Jugamos a los dos primeros mundos del primatástico plataformas de Retro Studios.

No creo que nadie pidiera en su momento un regreso de Donkey Kong Country (la trilogía de Rare, no el personaje: Donkey Kong nunca se ha ido, y siempre lo queremos cerca, a poder ser rapeando con su crew), y seguramente más de uno prefiriera que Retro estuviera trabajando en un nuevo Metroid, pero es difícil ponerse a los mandos de Donkey Kong Country: Tropical Freeze, la secuela de ese Returns que nos ganó a todos en Wii y, hace poco, en Nintendo 3DS. Nos ganó de una forma casi literal: una de las cosas que más se recuerdan de él es su gusto por la dificultad elevada, sus pocos miramientos a la hora de lanzarnos desafíos de los que pillan por sorpresa, la tendencia al diseño de unos niveles difíciles de exprimir del todo en una primera vuelta.

Nintendo ha publicado un nuevo tráiler de Donkey Kong Country: Tropical Freeze, esta vez dedicado a Dixie, la monita con coletas voladoras que acompañará a Donkey, Diddy y a un cuarto personaje que todavía no ha sido desvelado.