Skip to main content

Probamos la Nvidia GeForce RTX 4070 Ti

La nueva gama media-alta.

Mientras las consolas de actual generación se encuentran a día de hoy en una posición tranquila dentro de su ciclo de vida, la tecnología gráfica de PC sigue avanzando a pasos agigantados. A finales del año pasado Nvidia presentó su nueva familia de tarjetas gráficas con arquitectura Ada Lovelace, heredera de las excelentes GPUs Turing y Ampere. Un salto generacional notorio, como demostró primero la RTX 4090, una tarjeta de rendimiento tan excepcional como monstruoso es su precio, y poco después con la RTX 4080, ofreciendo frame-rates de otro mundo junto a enormes mejoras en la tecnología de moda, el trazado de rayos.

Más allá de las cifras y el precio, sin embargo, el anuncio de las RTX 40 estuvo marcado por la polémica con los dos modelos de la RTX 4080. Su nomenclatura parecía señalar que la diferencia entre ambas estaba definida por la cantidad de memoria (16GB frente a 12GB), pero un simple vistazo a las especificaciones indicaba que se trataba de tarjetas totalmente distintas. La confusión inicial dejó paso a un reguero de quejas, y Nvidia optó por una decisión tan drástica como inusitada: cancelar totalmente el lanzamiento de la RTX 4080 "barata". Es esa tarjeta la que ahora, unos meses más tarde, reaparece con un nuevo nombre, GeForce RTX 4070 Ti, un nuevo precio y, en definitiva, una posición más justificada y equilibrada dentro de toda la gama.

A diferencia de la anterior generación, donde las distintas variantes de las RTX 3090 y RTX 3080 montaban el mismo chip (GA102) con diferencias en la cantidad de núcleos y memoria, la nueva gama RTX 40 presenta procesadores distintos para cada modelo. Con la nueva nomenclatura, la ubicación de la RTX 4070 Ti es mucho más clara, posicionándose como la opción con un coste más asequible (dentro de lo que podemos entender como asequible dentro de la tendencia actual de precios al alza) y como la más que probable elección por parte de la mayoría de usuarios con equipos de gama media-alta. La tabla que podéis encontrar a continuación ilustra perfectamente la diferenciación entre los tres actuales modelos de la gama RTX 40:

  RTX 4090 24GB RTX 4080 16GB RTX 4070 Ti 12GB
Chip AD102 AD103 AD104
Transistores 76.300 millones 45.900 millones 35.800 millones
Tamaño de la die 608mm² 379mm² 295mm²
Núcleos CUDA 16384 9728 7680
Velocidad Boost 2.52GHz 2.51GHz 2.61GHz
Interfaz de memoria 384-bit 256-bit 192-bit
Ancho de banda de la memoria 1018GB/s 742GB/s 557GB/s
TGP 450W 320W 285W
PSU recomendada 850W 750W 700W
Cables PSU 4x 8-pin 3x 8-pin 2x 8-pin
Precio 1599$/1869€ 1199$/1399€ 799$/909€

Un detalle curioso es que, a diferencia de las RTX 4090 y RTX 4080, en esta ocasión no hay un modelo Founder's Edition fabricado por Nvidia. En el caso de la RTX 4070 Ti esto implica depender exclusivamente de los diseños de terceros, con soluciones de refrigeración que, si bien son más que efectivas, sí conllevan un tamaño más grande que el que suelen tener las tarjetas de la propia Nvidia. Es el caso del modelo que hemos tenido la oportunidad de probar, la RTX 4070 Ti Gaming OC 12G de Gigabyte, en la cual se implementa el sistema de refrigeración WindForce con tres ventiladores de 100mm y el de iluminación RGB Fusion. Sus resultados son buenos, pero también se traducen en un tamaño más grande (casi 34 centímetros de largo en vez de los 31 de la GeForce 4080 FE, por ejemplo; tenedlo en cuenta a la hora de montarla en vuestro PC) y en la necesidad de colocar un bracket para dar mejor soporte al peso.

Por lo demás, no hay muchas sorpresas. La nueva RTX 4070 Ti apuesta por la configuración estándar de puertos que llevamos tiempo viendo en las tarjetas de Nvidia, con una salida HDMI 2.1 y cuatro DisplayPort 1.4a. La alimentación, por su parte, se realiza a través de un socket 12VHPWR, al que conectamos dos conectores PCIe de ocho pines a través de un dongle incluido en la caja.

La nueva RTX 4070 Ti viene a sustituir en el mercado a la antigua RTX 3080, aunque su rendimiento es superior al de la RTX 3080 Ti y en bastantes ocasiones incluso al de la RTX 3090/3090 Ti. Los beneficios de la nueva arquitectura de su procesador son más que obvios, y pese a tener una cantidad menor de núcleos CUDA que la RTX 3080, la RTX 4070 Ti compensa ese déficit con núcleos CUDA y núcleos Tensor más modernos y avanzados, con una optimización que permite ofrecer un rendimiento más alto. Es con RT donde esta mejora queda más patente, pero incluso en rasterización simple hay una diferencia notable. El paso de Ampere a Ada Lovelace otorga mejoras tangibles en términos puros de rendimiento, aunque resulta disruptor en otros aspectos igual de importantes.

Porque el que el salto generacional resulta más evidente todavía en la eficiencia energética, donde la nueva arquitectura Ada Lovelace consume bastante menos energía que la anterior generación de Nvidia, e incluso que las propuestas equivalentes de AMD, su principal competidora. Comparada con la RTX 3080, por ejemplo, la RTX 4070 Ti suele reducir el consumo alrededor de un 35% de media, ofreciendo además un rendimiento sustancialmente más alto. Con picos máximos de unos 269W y una media alrededor de los 245W, la nueva tarjeta tendrá un impacto positivo en nuestra factura eléctrica. No mucho, pero algo es algo.

Esto se traduce también en unas temperaturas relativamente comedidas, que con la carga al máximo suelen oscilar entre los sesenta y los sesenta y cinco grados. Teniendo en cuenta que el límite térmico de la tarjeta se sitúa en los noventa grados, esto hace que nunca se ponga en riesgo su funcionamiento, y también que no se alcance una situación que obligue a realizar throttling reduciendo significativamente el rendimiento. A nivel sonoro poca queja, por no decir que ninguna; con 56dB la RTX 4070 Ti es más silenciosa que sus hermanas mayores y que los últimos modelos de AMD, situándose en un término de ruido comparable al de la RTX 3080 Ti.

  RTX 4070 Ti 4K RTX 4070 Ti 1440p RTX 3080 4K RTX 3080 1440p
Cyberpunk 2077 (RT activado) 26FPS 54FPS 18FPS 44FPS
Cyberpunk 2077 (RT desactivado) 32FPS 77FPS 29FPS 66FPS
Control (RT activado) 34FPS 70FPS 32FPS 62FPS
Control (RT desactivado) 66FPS 131FPS 60FPS 113FPS
Hitman 3 (RT activado) 36FPS 67FPS 29FPS 55FPS
Hitman 3 (RT desactivado) 138FPS 236FPS 110FPS 192FPS
F1 2022 (RT activado) 47FPS 91FPS 39FPS 77FPS
F1 22 (RT desactivado) 127FPS 195FPS 115FPS 171FPS
Dying Light 2 (RT activado) 32FPS 66FPS 26FPS 52FPS
Metro Exodus Enhanced Edition (RT activado) 66FPS 124FPS 56FPS 102FPS
Marvel's Spider-Man Remastered (RT activado) 59FPS 98FPS 44FPS 82FPS
Forza Horizon 5 100FPS 135FPS 82FPS 110FPS
Red Dead Redemption 2 80FPS 127FPS 73FPS 108FPS
Shadow of the Tomb Raider 106FPS 208FPS 91FPS 163FPS

Si bien la RTX 4070 Ti es más que perfecta para jugar a 1080p y 1440p, el as en la manga de la arquitectura Ada Lovelace, y que resulta especialmente útil en esta tarjeta en concreto, es la tecnología DLSS 3. La versión más reciente del sistema de reconstrucción de imagen de Nvidia, dependiente del Optical Flow Accelerator integrado en el procesador, ya no basa su funcionamiento en reconstruir la imagen a partir de pixeles aislados, sino que lo hace generando frames al completo. Este mumbo jumbo técnico se traduce en la capacidad de multiplicar hasta por cuatro respecto a DLSS 2 el rendimiento a resolución 4K en los títulos compatibles, lográndolo además con una mayor calidad de imagen. Tras probarlo hemos quedado gratamente impresionados; activando DLSS 3 en Cyberpunk 2077 se puede jugar con el detalle al máximo y con ray-tracing a más de 60FPS (algo que no se lograba con DLSS 2), multiplicando de forma efectiva por cuatro el rendimiento que respecto a no usar reconstrucción de imagen, y en otros títulos exigentes, como Microsoft Flight Simulator, Hitman 3 o Dying Light 2, el rendimiento se multiplica más del doble. DLSS 3 es una tecnología transformadora y uno de los mayores atractivos de la nueva generación de Nvidia; si consiguen convencer a los desarrolladores para que se implemente en la mayoría de títulos que saldrán en los próximos años podemos estar ante una auténtica revolución.

Aunque en general hemos quedado más que satisfechos con los resultados obtenidos con la RTX 4070 Ti, es imposible no acabar mencionando el espinoso tema de los precios. La nueva generación de tarjetas gráficas es indudablemente cara, y pese a ser la 4070 Ti la opción más equilibrada su coste sigue estando mucho más cerca de la gama alta que de la gama media. Esto nos hace pensar que muchos usuarios esperarán a una eventual RTX 4060, pero quienes busquen una inversión de futuro encontrarán en la última propuesta de Nvidia una tarjeta tremendamente potente para los juegos actuales y que mantendrá sobradamente el tipo en años venideros, más incluso en función de cuánto prolifere la implementación de la tecnología DLSS 3 entre los desarrolladores de títulos de PC.

Volvemos, en cualquier caso, a una situación ya conocida, en la que la propuesta a priori más modesta de una nueva generación ofrece un rendimiento comparable o superior al de la tarjeta tope de gama de la anterior. El salto con la RTX 4070 Ti no es, desde luego, tan brutal como el que supuso hace unos meses la 4090, pero el precio dista bastante de ser tan monstruoso como el de la actual reina del mercado. Lo que tenemos ante nosotros es, en definitiva, una propuesta con una relación calidad/precio adecuada dentro de los estándares en los que nos movemos hoy en día, capaz de mover con solvencia cualquier título actual y preparada para el futuro. La actualización para los usuarios de la gama RTX 30 todavía no parece demasiado justificable (no, al menos, hasta que la compatibilidad con DLSS 3 sea algo mucho más habitual), pero para la gran mayoría de usuarios que estén montando un ordenador nuevo o vengan de generaciones más antiguas la RTX 4070 Ti es, sin duda, la opción más recomendable a día de hoy.

Read this next