Si haces clic en un enlace y realizas una compra es posible que recibamos una pequeña comisión. Lee nuestra política editorial.

Take-Two registra de nuevo la marca "Bully"

¿Vuelta al cole?

Take-Two ha registrado la marca "Bully", algo que podría indicar el retorno del juego que lanzaron en 2006 y que aquí nos llegó bajo el nombre de Canis Canem Edit.

Gracias a Gamespot, nos enteremos de que el registro tuvo lugar el pasado 25 de julio en la oficina de patentes y marcas de Estados Unidos.

En el texto del registro puede leerse: "programas de ordenador y videojuegos; materiales de descarga digital, específicamente, fondos de pantalla, protectores de pantalla, archivos de música, gráficos, vídeos, películas, archivos multimedia, programas de acción real, y animación en el campo de los videojuegos y juegos de ordenador".

Según esta descripción, podríamos pensar que la compañía estadounidense podría estar planeando un nuevo juego de esta franquicia. Nos hemos puesto en contacto con Take-Two para salir de dudas, aunque de momento mantienen el secretismo al respecto.

Bully fue un juego desarrollado por Rockstar Vancouver, el mismo estudio que más tarde nos ofrecería Max Payne 3, y podría ser descrito como un GTA que tenía lugar dentro de un instituto americano. Por esta ambientación, el juego siempre estuvo rodeado de polémica.

En 2011, Dan Houser de Rockstar dijo al respecto: "Es una propiedad, que como Max Payne, adoramos y debería regresar en un futuro".

Desde entonces Rockstar Vancouver ha cerrado, pero a su staff se le ofreció la oportunidad de migrar a la también canadiense Rockstar Toronto con el objetivo de formar un megaestudio en este país.

De momento, no sabemos cómo se traducirá este misterioso registro, pero nos gustaría saber vuestro opinión. ¿Os gustaría ver un nuevo juego de Bully?

Acerca del autor
Avatar de Albert García

Albert García

Contributor

Albert es periodista especializado en videojuegos desde 2002 y es uno de los fundadores de Eurogamer.es. A la hora de jugar te lo puedes encontrar tanto con un complicado juego de rol o estrategia, como moviendo el esqueleto con un juego de baile. ¡Es un tipo imprevisible!
Twitter: @AlbertGarlo

Comentarios