Dead Star

Armature Studio apuesta sobre seguro mezclando MOBA y dual stick shooter en un producto correcto pero intrascendente.