Sin and Punishment: Successor of the Skies • Página 2

Treasure la vuelve a liar.

Gráficamente resulta auténticamente espectacular aunque no rompedor. La primera parte, aparecida para Nintendo 64, ya apuntaba maneras, pero en esta segunda Treasure riza el rizo. En realidad es como un juego de naves, uno de tantos shooters verticales donde el primer scroll avanzaba suavemente, sin remedio, y el jugador se dedica a esquivar el fuego enemigo moviendo la nave por la pantalla. Pero ahora la nave es un “humano” que puede volar, que recorre una ciudad a unos pocos palmos del suelo y que de tanto en tanto se detiene y se enfrenta a algún ente mecánico que multiplica por diez su envergadura. Todo totalmente en 3D, todo modelado exquisitamente, todo disparado con el Wiimote y todo previamente calculado: no somos nosotros quienes decidimos cuándo planear y cuándo luchar desde el suelo sino la máquina.

Mención especial para los enemigos de fin de fase, otro sello indiscutible de Treasure. A la imaginación para crear cada uno de ellos se le une el patrón de ataques que costará descifrar y los guiños a anteriores juegos del estudio japonés. Además el control de la Wii nos ayudará mantener nuestros reflejos al 100%, porque mientras el enemigo se mueve no para de soltar todo su arsenal, que deberemos destruir o incluso devolver para ser utilizado en su contra –algunos enemigos sólo mueren así.

4

Sin embargo resulta un tanto corto; como cualquier shooter de Treasure vamos a sudar cada centímetro avanzado, de forma que el juego puede ser más o menos largo en función de la habilidad de quien maneja los controles. El juego admite cuatro tipos de mandos diferentes: el Wiimote más el Nunchuk –apuntar con el primero y esquivar con el segundo, que es el que he escogido yo para escribir este texto–, el mando clásico y el de Gamecube. A su vez, podemos escoger entre dos protagonistas, con habilidades diferentes y con la capacidad de centrar sus disparos en un punto concreto.

Sin and Punishment 2 es una pequeña joya, continuación de un juego de culto que incomprensiblemente no llegó a lanzarse en el mercado occidental en formato cartucho para Nintendo 64 pero que sí está disponible en la Consola Virtual. Una lección de cómo hacer un gran juego aprovechando el control de la consola, lejos de los clichés y los convencionalismos que sufre el catálogo actual de la Wii. Su gran pega, su escasa duración y los problemas técnicos del motor 3D. Pero, ¿de verdad existe alguien que pueda acabar con él en modo difícil?

2

Tal vez no sea este un juego para todos los públicos, seguramente muchos pensarán que es “otro juego de naves enmascarado”. Pero lo cierto es que cuando lo he introducido en mi Wii he recordado aquellos momentos en los que yo era un crío y el tipo más duro del salón recreativo era capaz de pasarse un mata-mata con un vaso de tubo, un par de cigarrillos y cinco duros. Una gota de color y de autenticidad de la mano de Treasure y Nintendo.

9 /10

Leer nuestra política para análisis

Ir a los comentarios (4)

Acerca del autor

Gustavo Benéitez

Gustavo Benéitez

Redactor

Este ingeniero de telecomunicaciones lleva años a sus espaldas de colaboraciones en varios medios especializados en videojuegos en prensa, radio y web. En Eurogamer.es podrás leer sus artículos y reseñas.

Contenido relacionado

Análisis de Disintegration

"No sé quién es ese Halo del que ud. me habla".

Kingdoms of Amalur: Re-Reckoning saldrá en septiembre

El RPG recibirá una nueva expansión en 2021.

Halo 3 llegará a la MCC de PC la próxima semana

La trilogía original estará disponible en unos días.

También en Eurogamer...

Ys Origin llegará a Switch este año

El origen del universo de Nihon Falcom.

Ice-Pick Lodge muestra sus proyectos en desarrollo

Incluyendo el Bachelor's Episode de Pathologic 2.

Kingdoms of Amalur: Re-Reckoning saldrá en septiembre

El RPG recibirá una nueva expansión en 2021.

Comentarios (4)

Ya no se pueden publicar más comentarios. ¡Gracias por tu aportación!

Ocultar los comentarios con baja puntuación
Orden
Hilos