Los Mr Raccoon del DLC Ghost Survivors de Resident Evil 2 son objetos coleccionables opcionales que se pueden encontrar en todos los capítulos del DLC.

Los capítulos son muy arcade y se juegan de forma distinta al juego principal, y aunque comparten las mismas localizaciones, los Mr Raccoon aparecerán en sitios distintos, por lo que trendrás que estar atento.

Como con las estatuas normales de Mar Raccoon, es fácil pasarlas por alto, y es necesario disparar o usar un ataque cuerpo a cuerpo para destruirlas. Cuando las destruyas una vez, no tendrás que volver a hacerlo.

Tampoco importa en qué modo estés jugando, así que ahórrate sufrimiento y hazte con ellas mientras juegas en Entrenamiento.

Con eso en mente, esta es nuestra guía en progreso de la localización de los Mr Raccoon en Ghost Survivors. Hasta ahora hemos encontrado siete, suficientes para empezar.

¿Buscas más ayuda? Echa un vistazo a nuestra guía de Resident Evil 2.

Dónde están todos los Mr Raccoon en el DLC 'No Time to Mourn' de Ghost Survivors en Resident Evil 2

El primer Mr Raccoon está en la armería justo al inicio del episodio. Está en la esquina derecha, en la estantería de detrás del muro.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_1
resident_evil_2_mr_raccoon_location_2

Puedes encontrar a un Mr Raccoon en la sala de máquinas. Puede serte más fácil si miras a la derecha desde la plataforma antes de la habitación con el zombi que lleva una mochila.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_3
resident_evil_2_mr_raccoon_location_4

Hay otro Mr Raccoon en las alcantarillas, concretamente en el canal superior. para llegar, después de salir del ascensor de la Comisaría y entrarr a las alcantarillas, ve a la izquierda y baja por las escaleras. Tras pasar por las alcantarillas y por el Adulto G, ve a la izquierda hasta ek callejón sin salida. Mira arriba y podrás verlo.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_5
resident_evil_2_mr_raccoon_location_6

Dónde están todos los Mr Raccoon en el DLC 'Runaway' de Ghost Survivors en Resident Evil 2

Cuando vayas del orfanato a la comisaría de policía, pasarás por una pista de baloncesto. El Mr Raccoon está en el banco de uno de los lados. ¡Que no te distraiga el Licker!

resident_evil_2_mr_raccoon_location_7
resident_evil_2_mr_raccoon_location_8

Antes de llegar a la Comisaría B1, en la misma calle en la que está la armería, hay una calle llena de coches y zombis. Hay también una ambulancia con un Mr Raccoon detrás.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_10
resident_evil_2_mr_raccoon_location_12

En el calabozo hay varias celdas al norte (o derecha) lejos de la ruta directa hacia tu destino final. En una del centro hay un Mr Raccoon encima del escritorio.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_9
resident_evil_2_mr_raccoon_location_11

¿Buscas más ayuda? Puedes echar un vistazo al hub de la guía de Resident Evil 2, y también a los consejos y trucos para sobrevivir a la epidemia zombi de Resident Evil 2, los códigos de las taquillas, la solución al puzle del escritorio de Leon, todos los códigos de las cajas fuertes y cajas fuertes portátiles de Resident Evil 2 y dónde encontrar los Escondites También te ayudamos a encontrar a todos los Mr Raccoon, el principal coleccionable del juego.


Dónde están todos los Mr Raccoon en el DLC 'No Way Out' de Ghost Survivors en Resident Evil 2

Hay un Mr Racoon escondido tras una de las puertas. Concretamente es el que tiene la señal 'Let's Dance' al lado. No puedes entrar por esa puerta, y solo puedes verlo cuando se abre para que pasen los zombis.

resident_evil_2_mr_raccoon_location_13
resident_evil_2_mr_raccoon_location_14

Estos son todos los que hemos encontrado hasta ahora. ¡Más Mr Racoon pronto!

¿Quieres completar el juego al cien por cien? En el juego principal hay códigos de cajas fuertes y portátiles, además de códigos de taquillas que debes introducir.

Acerca del autor

Matthew Reynolds

Matthew Reynolds

Guides Editor

Matthew edits guides and other helpful things at Eurogamer.net. When not doing that, he's out and about playing Pokémon Go or continuing to amass his amiibo collection.

Más artículos de Matthew Reynolds