Hace unos días os contábamos las previsiones que la compañía Konami estimaba respecto al último semestre fiscal, en las que todo parecía indicar un importante aumento de sus beneficios gracias a títulos como Metal Gear Solid 4.

Pues bien, ya se han hecho públicas las cuentas y efectivamente el dato es poco menos que espectacular.

Las ventas por unidad se han incrementado en más de un 49% mientras que los ingresos netos aumentaron un 90%.

En cifras reales, esto significa que se han embolsado con 146,9 billones de yenes. Y para que veáis el impacto tan fuerte que ha tenido la última obra de Kojima, hay un dato revelador. En el periodo de seis meses que MGS4 fue publicado, Konami ha vendido 11,75 millones de unidades frente a las 7,84 del mismo periodo el año anterior. El 97% de esas ventas corresponden, como no, a Guns of the Patriots.

A consecuencia de ser un título exclusivo para PS3, la consola de Sony ha “sufrido” una espectacular repunte de ventas en casi todo el mundo, salvo curiosamente en Japón.

Entre tanta crisis, despidos y cierre de estudios, hay que reconocer que tranquiliza saber que Konami seguirá ofreciendo un catalogo de juegos potentes para la próxima temporada.