Bethesda se ha negado a comentar los rumores surgidos esta mañana, según los cuales la empresa habría adquirido los derechos de Prey, hasta ahora propiedad de Apogee Software.

En la oficina de patentes norteamericana se aprecia como la marca Prey pasa a ser propiedad de Zenimax, el holding de empresas al que pertenece Bethesda (e id Software). Además, la compañía habría registrado también una nueva propiedad intelectual, lo cual sugeriría que están trabajando en una nueva entrega del juego.

Prey es uno de esos desarrollos que pasaron a la historia por numerosos retrasos, al más puro estilo Duke Nukem Forever. El juego fue anunciado por primera vez en 1995, aunque no fue hasta 1997 que se pudo ver algo del juego en movimiento. Sin embargo, el ambicioso planteamiento de que hacía gala, con sistemas de portales en un entorno 3D, hizo que el juego tuviese que ser cancelado debido a las limitaciones técnicas de la época. En 2001 (y en el más estricto secreto) el juego volvió a empezr a ser desarrollado otra vez, pero se filtró al público un año más tarde. Finalmente, Take Two lo anunció públicamente en 2005 y lo lanzó al mercado en 2006, habiendo versiones para PC y Xbox 360.

Juegos de los que hablamos en este artículo

Acerca del autor

Josep Maria Sempere

Josep Maria Sempere

Subdirector

Josep Maria es subdirector y fundador de Eurogamer España y el máximo responsable del día a día de su línea editorial y de contenidos. Ama el punk-rock, el cine palomitero de Hollywood, los simuladores de submarinos, la sci-fi, los cacharros de Apple y la década de los 80. Puedes leerlo también en BFG9000, en su Twitter (@kr3at0r) o escucharlo en el podcast Ocho sobre Diez.

Más artículos de Josep Maria Sempere