El co-fundador de Blizzard Mike Morhaime ha anunciado que un gran porcentaje de los jugadores que dejaron World of Warcraft para jugar a Warhammer Online y Age of Conan están volviendo "a casa".

"Hasta la fecha, el 60% de los jugadores que escogieron Age of Conan como razón para cancelar su cuenta y el 46% de los que escogieron Warhammer [Online] han reactivado sus subscripciones de World of Warcraft", ha comentado Morhaime en una conferencia financiera de Blizzard.

World of Warcraft tiene actualmente más de 11 millones de suscriptores activos, un número que crecerá en breve con la salida de su segunda expansión, Wrath of the Lich King, el próximo día 13.

Morhaime ha estimado que habrá unos 15 mil eventos la medianoche del día 12 al 13 para celebrar el lanzamiento de la expansión, que será probablemente el juego de PC con las ventas más rápidas de la historia, destronando así a su antecesor, World of Wacraft: The Burning Crusade, que vendió casi 2 millones y medio de copias en tan solo 24 horas. Con estas estimaciones de ventas Activision-Blizzard espera tener unos beneficios por encima del billón (con B de Blizzard) de dólares por segundo año consecutivo.

Por suerte, parte de estos desorbitados ingresos se ha destinado al desarrollo de Wrath of the Lich King y, tal como os contaremos en nuestro próximo análisis, los resultados han sido satisfactorios.