Noticia curiosa del día: el famoso tenista Andy Murray ha sido abandonado por su novia. Lo curioso del tema es que la razón de la ruptura es la adicción del tenista a los videojuegos.

Al parecer Murray jugaba con su PlayStation 3 durante jornadas maratonianas de más de siete horas diarias, y la modelo de 21 años con la que mantenía una relación desde el US Open de 2005 ha dicho basta. La última obsesión del tenista, según parece, es el exitoso Modern Warfare 2.

Por si la noticia no fuese suficientemente graciosa de por si, el representante del deportista ha añadido la puntilla, declarando que "Andy no juega con videojuegos más que cualquier otro chaval de 22 años". Lectores de Eurogamer con edad similar... ¿vosotros jugáis durante 7 u 8 horas diarias? Y lo más importante... ¿consideráis que dicha cifra entra dentro de la 'normalidad'?

Acerca del autor

Josep Maria Sempere

Josep Maria Sempere

Subdirector

Josep Maria es subdirector y fundador de Eurogamer España y el máximo responsable del día a día de su línea editorial y de contenidos. Ama el punk-rock, el cine palomitero de Hollywood, los simuladores de submarinos, la sci-fi, los cacharros de Apple y la década de los 80. Puedes leerlo también en BFG9000, en su Twitter (@kr3at0r) o escucharlo en el podcast Ocho sobre Diez.