Análisis de NBA 2K15

¿Por qué todos los jugones sonríen igual, Daimiel?

Hace tiempo que no vemos un cambio drástico en un juego deportivo, y NBA 2K15 no es la excepción; la primera y más importante pregunta a responder, la de ¿cambia mucho? es no. Los que hayáis jugado a NBA 2K14 tendréis posiblemente la misma sensación que los que han jugado a FIFA 14 y luego han probado el 15: hay cambios, sí, pero son cambios minúsculos y enfocados a perfeccionar lo que funcionaba bien y a corregir lo que no acababa de encajar.

En la cancha solo apreciamos una novedad, a primera vista. Ahora los jugadores tiene, debajo, un indicador que sirve de ayuda para saber cuánto tiempo pulsar el botón de tiro y si estamos o no en una posición óptima. Este indicador es una pequeña barra con una línea blanca en el centro y cuanto más nos acerquemos a la mitad más posibilidades tenemos de que el tiro pase por el aro. A pesar de todo no siempre es infalible: hay tiros que acaban entrando a pesar de una mala ejecución y otros en los que clavamos la precisión justo en el centro pero que no acaban en anotación. Depende mucho de la presión a la que estamos sometidos, de si alguien salta, de si estamos en movimiento, del momento del partido... Esta barra incluye, además, unos indicadores azules que crecen o decrecen según la zona en la que nos encontremos, y que sirven para dejar claro qué posiciones son las adecuadas para cada jugador. Gasol tendrá el indicador bien grueso debajo del aro, y Caledrón tras la línea de triple. En todo caso podéis desactivar esta ayuda, que no es en ningún caso desequilibrante, si no os gusta.

Los desarrolladores también aseguran que hay más de 6000 nuevas animaciones. No las hemos contado, pero sí que se nota, como siempre, una fluidez extraordinaria en todas las transiciones, movimientos y gestos de los jugadores. Ahí es donde NBA 2K tiene que hacerse fuerte, en intentar que los partidos se vean cada vez mejor, en incluir mejoras jugables y visuales que diferencien un juego del otro y que aporten frescura al juego.

Pero ya sabemos de qué va la NBA, que a pesar de que sus deportistas son atletas impresionantes no sería lo mismo sin el showbusiness que hay montado alrededor. NBA 2K15, al igual que las anteriores entregas, se encarga de reflejar todo este teatro mediático con sus distintos modos de juego. Uno de los más interesantes sigue siendo MiCarrera, donde nos creamos un jugador y lo llevamos del anonimato a la fama. Es importante, ya sabéis, elegir bien la posición en la que queréis que juegue porque luego no se puede cambiar y determina inexorablemente el estilo de juego que deberás practicar. También lo es construir bien tu cara porque aparecerá un montón a lo largo de la historia en la que nos involucramos: en 2K15 no nos eligen en el Draft y tenemos que firmar contratos de prueba de 10 días con algún equipo. Cada franquicia nos exige un nivel mínimo, según las necesidades de su equipo, y si lo podemos superar firmaremos con ellos. Para rendir a ese nivel, ya sabéis, hay que jugar con cabeza. Cada ataque y cada defensa suma o resta puntos a nuestra actuación personal; un mal pase nos puede arruinar la noche, y una buena asistencia llevarnos a lo más alto. Tomar buenas decisiones es importante, y Visual Concepts ha jugado muy bien sus cartas, aquí; no ha tocado demasiado la modalidad pero sí que ha hilado un poco más fino en cuanto a lo que penaliza y recompensa para que no caigamos en truquitos (bloquear todo el rato para sumar puntos, por ejemplo) ni nos frustremos por tonterías (como que te quiten puntos por pedir un pase).

dssd
Los comentarios en castellano corren a cargo de Sixto Miguel Serrano, Jorge Quiroga y Antoni Daimiel.

Y lo de la cara lo decía porque (y ojo que esta función solo está disponible en PS4 y Xbox One) puedes escanear la tuya con Kinect o la PS Camera y el resultado es francamente espectacular si lo haces bien. Al ser todo tan aspiracional, quieras que no, es mucho más gratificante sentir que lo que pasa te pasa a ti y no a un muñeco con tu mismo peinado; es una de esas funciones estétitcas que con el tiempo te unen un poco más al juego, te crean un vínculo divertido y que, además, puedes exportar en partidas online y con amigos, o en el modo MiParque, donde jugamos partidos callejeros o con reglas NBA con otros usuarios y vamos mejorando poco a poco -además de tener por ahí una guerra de clubes.

A lo largo de MiCarrera tenemos que ir mejorando a nuestro personaje; está muy bien que hayan dejado de lado la opción de tener que subir cada característica individualmente. Ahora potenciaremos Tiro, Interior, Atleta, Rebote, Defensa y Organización. Cada categoría engloba varios atributos y tiene todo el sentido del mundo. Te ahorras horas y horas de subir sliders y te centras más en el estilo de juego y en puntos fuertes de tu personaje. Donde sí que podemos meter mucha mano es en las animaciones de nuestro alter ego, y hacer que emule a grandes jugadores y copie sus estilos de pase, mate, tiro, regates... A lo más expertos es una opción que les gustará seguro.

Lo que quizás no guste tanto es que hayan metido lo de las VC (Virtual Currency) hasta en la sopa. Las VC son monedas que ganas jugando partidos y con buenas actuaciones o (y aquí está la clave) comprándolas con dinero real. ¿Mecánicas de Free-to-Play en un juego completo? Sí, amigos. Es terrible, está muy mal pensado y es algo a suprimir. En FIFA existe algo parecido, pero gastar dinero no asegura una mejoría. O, por lo menos, no una mejoría ni directa ni garantizada. Aquí puedes gastarte la pasta y que con solo un partido disputado tu jugador pase de ser un Don Nadie a ser mejor que Michael Jordan. La habilidad se tendría que ganar con habilidad o dedicación, y no con dinero, porque rompes el juego y supeditas el diseño a estar constantemente lanzándole la caña a la gente para que pique. El trabajo de un buen diseñador es construir una curva de dificultad similar para todos, que se ajuste a varios niveles de usuarios, pero meter dinero de por medio es abusar de nuestra confianza.

Esto sí que tiene más sentido en MiEquipo, que es un juego de cartas parecido al Ultimate Team. Ahí ya sabes dónde te metes y uno acepta que hay monedas y dinero de por medio. Como siempre, puedes construir tu equipo fichando poco a poco a jugadores (incluyendo leyendas) y equipándolos con tu ropa favorita, jugando en el estadio que quieras... Hay cuatro modalidades entre los que hay Rumbo a los Play-Off o Juega con Amigos.

we
Pharrell es el encargado de elegir la banda sonora, encabezada por Depeche Mode y su Personal Jesus.

Y no dejemos de pillar carrerilla, que NBA 2K15 no se queda corta de modos, precisamente. En MyGM seremos el director general de una franquicia de la NBA y tenemos que adaptarnos a las exigencias de la directiva e ir construyendo un equipo competitivo. Eso incluye fichar, controlar que los jugadores entrenen bien y no se lesionen, definir bien el limite salarial, optimizar los ingresos por vías alternativas, mantener buenas relaciones con la prensa y con propietarios de otros equipos... Sin duda esta modalidad offline es de las que más tiempo nos puede robar, y es ideal para empezar con tu equipo preferido e ir ajustándolo, poco a poco, para que sea exactamente como quieres. En MiLiga puedes jugar temporadas con tu equipo favorito, pero todo más centrado en los partidos y con la particularidad de que puedes configurar exactamente cuántos partidos quieres por temporada, cuán largos serán los play-offs y hasta quitar equipos de la NBA e incluir alguno delos equipos de la Euroliga que están en NBA 2K15, como el FC Barcelona o el Real Madrid CF.

En general NBA 2K15 es un excelente juego de baloncesto. No tiene grandes cambios pero sí pequeñas correcciones que siguen manteniéndolo en la franja de la excelencia. No debe relajarse, sin embargo; ya hemos visto en otras franquicias que el agotamiento puede llegar en el momento menos pensado, y deben saber evolucionar en cada edición. También esperamos que eliminen el uso abusivo de las VC, las monedas del juego, que pueden llegar a romper la experiencia de juego que, por otro lado, sigue creciendo en modos y posibilidades. Si te gusta el baloncesto te gustará NBA 2K15, especialmente en nueva generación y PC: tiene unos gráficos espectaculares que todavía siguen impactando desde el momento en el que el árbitro lanza el balón para el saque inicial.

9 /10

Leer nuestra política para análisis

Ir a los comentarios (27)

Acerca del autor

Xavi Robles

Xavi Robles

Eurogamer.es Managing Director

Xavi es el director de Eurogamer España y lleva analizando juegos desde hace más de 10 años. Se le dan especialmente bien los shooters y los juegos deportivos pero le da caña a todo lo que se le ponga por delante. Puedes seguirlo en Twitter: @xavirobles

Contenido relacionado

Análisis de NBA 2K20

Victoria polémica.

Análisis de MotoGP 19

A dos joysticks.

A evitarAnálisis de Go Vacation

Quien mucho abarca poco aprieta.

También en Eurogamer...

FIFA 20 - Valoraciones de jugadores y mejores jugadores

Las medias de los 100 mejores jugadores de FIFA 20.

Cartas OTW de FIFA 20 - Lista de las nuevas cartas One to Watch y cómo funcionan

Todo lo que debes saber sobre estas cartas especiales de FUT.

FIFA 19: mejores defensas - los mejores DFC, LI, LD y carrileros de FIFA

Los mejores defensas de FIFA 19 y dónde encontrarlos.

FIFA 19: los mejores centrocampistas - los mejores MC, MCD y MCO de FIFA

Los mejores mediocentros de FIFA 19 y dónde encontrarlos.

FIFA 19: mejores delanteros - los mejores DC, SD, SDI y SDD de FIFA

Los mejores delanteros de FIFA 19 y dónde encontrarlos.

FIFA 19: los mejores exteriores - los mejores EI, ED, MI y MD de FIFA

Los mejores jugadores por banda de FIFA 19 y dónde encontrarlos.

Comentarios (27)

Ya no se pueden publicar más comentarios. ¡Gracias por tu aportación!

Ocultar los comentarios con baja puntuación
Orden
Hilos