Bethesda ha advertido a los usuarios de Skyrim en Xbox 360 que borrar la cache del juego puede provocar que los tiempos de carga sean mucho más largos de lo normal.

En una nota enviada a la prensa junto a la copia del juego, Bethesda también recomienda encarecidamente instalar el juego en el disco duro de la consola.

"Skyrim hace un fuerte uso de la cache en disco duro, y la carga inicial puede ser más larga si el juego no se ha cacheado antes o instalado en el disco duro".

"El cacheo se hace de forma normal mientras juegas, pero puede borrarse al jugar a otros juegos o de forma manual en el dashboard de Xbox. La carga de las partidas guardadas también puede alargarse si la cache se borra".

La instalación de Skyrim en Xbox 360 ocupa 3.8GB. Cuando cargas el juego por primera vez se instala un parche que actualiza el juego a la versión 1.1.

Acerca del autor

Josep Maria Sempere

Josep Maria Sempere

Subdirector

Josep Maria es subdirector y fundador de Eurogamer España y el máximo responsable del día a día de su línea editorial y de contenidos. Ama el punk-rock, el cine palomitero de Hollywood, los simuladores de submarinos, la sci-fi, los cacharros de Apple y la década de los 80. Puedes leerlo también en BFG9000, en su Twitter (@kr3at0r) o escucharlo en el podcast Ocho sobre Diez.

Más artículos de Josep Maria Sempere