Si haces clic en un enlace y realizas una compra es posible que recibamos una pequeña comisión. Lee nuestra política editorial.

Activision Blizzard recibe una nueva demanda por discriminación y acoso sexual

También se acusa a la compañía de tomar represalias con las quejas.

Una empleada de Activision Blizzard ha presentado una nueva demanda en los tribunales de California, acusando a la compañía americana de acoso y discriminación sexual, además de haber recibido represalias después de hablar públicamente de su experiencia el pasado mes de diciembre.

Según la demanda, publicada por Bloomberg Law, la empleada (a la que se nombra como Jane Doe para proteger su identidad) trabajaba en 2017 como asistente administrativa senior para directivos en el departamento de IT de Activision Blizzard. Esta empleada afirma que a menudo se la presionaba para que bebiese alcohol en el trabajo, que recibió comentarios de índole sexual sobre su aspecto y su vestimenta, que sufrió tocamientos e intentos de ser besada y que a las mujeres se las hacía participar en "cube crawls", donde recibían tocamientos y comentarios sexuales.

Doe afirma haber empezado a vestir "de forma más conservadora" y a evitar asistir a las cenas fuera de la oficina para evitar el acoso sexual, y asegura que cuando se quejó del excesivo consumo de alcohol por parte de sus supervisores, se le dijo que "los líderes solo estaban siendo majos, intentando ser sus amigos". La demanda, que nombra específicamente a cinco empleados de Activision Blizzard, también explica que en la compañía le dijeron que se guardase las quejas para ella misma, porque podían resultar "dañinas" para la empresa.

Por si todo esto fuese no fuese suficiente, la empleada asegura que tras presentar sus quejas empezó a enfrentarse a una actitud hostil en el trabajo. Fue rechazada en varios puestos dentro de la compañía cuando intentó salir del departamento de IT, y no pudo conseguirlo hasta que mandó una carta directamente al por aquel entonces presidente, Allen J. Brack, exponiendo la situación sufrida. Incluso entonces, el puesto que se le ofreció fue en una posición inferior y con un sueldo significativamente más bajo.

Doe también aplicó a un puesto de asistente ejecutiva el pasado mes de noviembre, pero asegura que su candidatura fue rechazada después de hablar en una conferencia en diciembre, en la que destacó los casos de acoso, discriminación y represalias que había sufrido en Activision Blizzard.

Aparte de solicitar una compensación por daños, la demanda también pide que Activision Blizzard implemente una rotación en el departamento de recursos humanos para evitar conflictos de interés, que contrate los servicios de una empresa de investigación neutral y que despida al CEO, Bobby Kotick.

Esta nueva demanda se suma a varias que hay en curso, entre las cuales destaca la presentada por el Estado de California el pasado mes de julio. En ella se afirmaba que en la compañía norteamericana impera una cultura laboral tóxica, y que su CEO, Bobby Kotick, había sido consciente de la situación durante años, no habiendo tomado ninguna medida para solucionarla.

Recientemente, Activision Blizzard también fue demandada por los padres de una ex-empleada que se suicidó durante un viaje de trabajo en 2017, tras haber sufrido acoso sexual por parte de sus compañeros y superiores.

Acerca del autor
Avatar de Josep Maria Sempere

Josep Maria Sempere

Director

Jose es fundador de Eurogamer España y el director de su línea editorial y de contenidos. Ama el punk-rock, el cine palomitero de Hollywood, los simuladores de submarinos, la sci-fi, los cacharros de Apple y la década de los 80. Puedes leerlo también en su Twitter o verlo en su canal de Twitch.

Comentarios