La actualización de Xbox 360 contra los piratas de CoD y Halo

¿Será efectivo?

La última actualización del dashboard de Xbox 360 añade la funcionalidad de "arrancar directamente desde el disco" y un diseño mejorado de las gamercards. Pero lo que no se había anunciado es que también incluye nuevas medidas antipiratería para dos juegos de la saga Call of Duty, Modern Warfare 2 y Black Ops, y Halo: Reach.

El pasado mes de noviembre ya hablamos sobre como la actualización Kinect del dashboard dejó fuera a los piratas de juegos como Fable III o Need for Speed: Hot Pursuit. Los discos tenían un nuevo código que se examinaba cuando el juego era cargado por la consola. Los juegos pirateados o copiados son copias imperfectas de los originales, y la falta de este código AP 2.5 evitaba que se pudieran cargar. Y no solo eso, sino que la consola era marcada para el baneo de Xbox Live.

Estos elementos del AP 2.5 aparecieron por primera vez en el disco de FIFA 09 en 2008. Entonces, sin embargo, el juego no utilizaba todas las ventajas del código. Ahora está claro que no era un experimento, puesto que el AP 2.5 aparece en los nuevos lanzamientos.

La última actualización del dashboard de Xbox 360 publicada por Microsoft refuerza las comprobaciones necesarias para los juegos online más populares: los dos Call of Duty más recientes - MW2 y Black Ops - y Halo: Reach.

Esto tiene dos propósitos para Microsoft. Son los juegos más populares en Live, y las medidas antipiratería ayudan a evitar potenciales cheats. En segundo lugar, es la forma más rápida de apuntar hacia un gran volumen de usuarios que juegan con copias piratas.

Así que podéis esperar una nueva oleada masiva de baneos pronto.

Pero al final los hackers y los piratas contraatacarán. El último firmware para el DVD que permite piratería contiene contramedidas propias, bloqueando la consola si se detecta el AP 2.5 y no hay códigos falsos en el disco copiado. Parece que así se consigue bloquear la consola antes de que esta sea marcada para el baneo. Si este es el caso, nuevas versiones pirateadas de los juegos mencionados podrían incluir código AP 2.5 inyectado para prevenir la nueva iniciativa de Microsoft.

La noticia al menos debería alegrar a Infinity Ward, que recientemente se quejó amargamente culpando a Sony de la cantidad de cheats presentes en la versión para PS3 de Modern Warfare 2.

Comentarios (2)

Ya no se pueden publicar más comentarios. ¡Gracias por tu aportación!