Análisis de Law and Order: Legacies

Curso de Derecho.

Tengo que admitir que, a pesar de su longevidad, la serie Law & Order (o Ley y Orden, como se conoce en España) me pilló tarde y tampoco he seguido mucho sus distintas series más allá de Unidad de Víctimas Especiales. Por si no sabéis de qué estoy hablando, esta franquicia televisiva de género policíaco/jurídico apadrinada por la NBC está formada por varias series de formato muy similar, pero que se distinguen entre ellas por sus protagonistas, su localización o tipo de casos investigados.

Law & Order es como las series policíacas de toda la vida, con casos cerrados en cada episodio -o al menos eso es lo habitual- pero con la aportación de mostrar el espectáculo entero: la investigación policial del caso y el juicio correspondiente con su veredicto. Y ¿cómo no? El juego que han hecho en Telltale Games no puede ser menos, y de nuevo nos enseña todo el pastel.

1

En el juego colaboran personajes de las distintas temporadas de Ley y Orden.

Como adaptación a los videojuegos de un producto externo aparecen los dilemas de siempre. ¿Hace justicia a las series y a sus personajes? Para empezar, no se basa en una de sus series, sino que colaboran personajes de varias de ellas sin elaborar demasiado el motivo, y los tipos de casos son generalmente homicidios o asesinatos sin ningún elemento en común más allá de éste.

Para adaptar su imagen a nivel gráfico, se ha optado por un acabado de colores escasos pero bastante vivos, de forma que toma un tono "cartoon". Aunque es discutible esta elección para un género tan "serio", personalmente me parece convincente para evitar que el modelado de los personajes se convierta en una mofa del aspecto de los actores reales que los interpretan. Pero incluso si uno no está de acuerdo con mi punto de vista, dudo que afirme que ese es el peor punto gráfico del juego, y es que los escenarios se ven extremadamente vacíos, desde la comisaría hasta los escenarios abiertos, muy pobres y muy poco creíbles, quizás a excepción de los juzgados.

Law & Order: Legacies nos permite disfrutar de todo el pastel: asistir a la investigación policial del caso y el correspondiente juicio con su veredicto

Los guiones son los irremediablemente propios de las series de televisión, usan los clichés propios del género, la variedad en los personajes secundarios -aunque sean algo planos- o la jerga legal desde un punto de vista más ameno. Las voces, en inglés ya que no hay doblaje al castellano, no son las originales aunque intentan imitar en lo posible a los originales. A pesar de eso, en general da una buena sensación de diálogo si uno domina el idioma de Shakespeare, aunque ocasionalmente se tenga que mirar al diccionario para entender las expresiones más vulgares o las frases hechas.

Las tramas de los casos en sí son "esperablemente" inesperadas. Como en los episodios televisivos, los casos (que duran menos de dos horas) son más de lo que aparentan a primeras y acaban de forma insospechada respecto a cómo empiezan. No obstante, no estamos delante de una aventura gráfica con libertad de acción, sino de una serie de escenas consecutivas que requieren de nuestra atención para no omitir detalle. Estas escenas son los registros para encontrar pruebas, interrogatorios a testigos o sospechosos, y los juicios tomando el papel de fiscal del distrito.

Tráiler de Law And Order: Legacies - Episode 1

Para evaluar nuestra atención el juego nos pregunta eventualmente si lo que acaba de decir el personaje interrogado en cuestión es cierto o si puede corroborarse con pruebas que hayamos encontrado, planteándonos preguntas tipo test. En todo caso, siempre se nos permite el acceso a los diálogos anteriores para que podamos repasarlos en caso de que queramos corroborar nuestras sospechas. Por otro lado, en los registros se nos evalúa a partir del número de veces que intentemos tomar alguna prueba, que a pesar de que siempre sepamos qué es lo que buscamos no siempre está a simple vista.

Los juicios son algo más elaborados. Usando el mismo formato que los interrogatorios, se añade la balanza de la justicia que nos indica en todo momento la predilección del jurado por la culpabilidad o no del acusado dependiendo de cómo manejemos la situación en el tribunal. También se nos plantea protestar si la defensa comete errores legales cuando está tomando declaraciones, y lo hace tras recordarnos los tipos de protesta de que disponemos -algo que resulta muy instructivo, todo hay que decirlo. Asimismo, aunque viene definido por el argumento y no podemos elegirlo nosotros, puede que tengamos la opción de negociar con la defensa, con lo que también se aprende la diferencia entre asesinato y homicidio, ya sea en primer o segundo grado y sus condenas respectivas. Dependiendo de cómo juguemos nuestras bazas, se puede hacer justicia o fracasar en el intento.

Todos estos elementos, desde la investigación policial hasta su correspondiente juicio, dan como resultado una aventura gráfica cuyo formato quizás peque de ser demasiado simple, y que convierte nuestra experiencia más en un visionado interactivo de episodios de una serie que en algo un poco más memorable. No obstante, aunque es posible que la jugabilidad sea algo repetitiva, los guiones no nos aburrirán si no odiamos el género policíaco y en este sentido Law & Order: Legacies ofrece una buena dosis de entretenimiento.

6 / 10

Leer nuestra política sobre puntuaciones Análisis de Law and Order: Legacies Albert Ambròs Curso de Derecho. 2012-03-03T17:13:00+01:00 6 10 Sigue a Eurogamer.es en Steam para obtener más recomendaciones de juegos de PC

Comentarios

Ya no se pueden publicar más comentarios. ¡Gracias por tu aportación!